El obispo constituyó comisiones de atención prejudicial en cada vicaría de la diócesis

El obispo constituyó comisiones de atención prejudicial en cada vicaría de la diócesis


El obispo diocesano, monseñor Jorge Lugones SJ, en su carácter de Moderador del Tribunal Eclesiástico Interdiocesano de Lomas de Zamora, San Justo y Gregorio de Laferrere, constituyó comisiones prejudiciales para la sala “Lomas de Zamora” que funcionarán en parroquias de las cuatro vicarías de la Iglesia diocesana.

En un acto celebrado en la sede comunitaria de la catedral Nuestra Señora de la Paz, el viernes 3 de agosto, y que contó con la presencia del obispo auxiliar y Juez del Tribunal, monseñor Jorge Torres Carbonell; el Vicario Judicial y Juez, presbítero Federico Wechsung; los vicarios zonales, presbítero Carlos Ramos (Esteban Echeverría-Ezeiza) y presbítero Víctor Favero (La Ribera); y miembros del Tribunal, se hizo lectura del Decreto de constitución de las prejudiciales, y los laicos designados para integrar el Tribunal y las nuevas comisiones prejudiciales hicieron ante monseñor Lugones el juramento de secreto canónico. Seguidamente, miembros del Tribunal Eclesiástico hicieron una exposición acerca de la naturaleza de los procesos de nulidad matrimonial y, específicamente, de la función de las comisiones prejudiciales conforme las vigentes normas legisladas por el papa Francisco.

Esta instancia prejudicial que tendrá sede en 5 parroquias de la diócesis quiere ser “un puente entre los fieles y el Tribunal”. Debe ser un servicio de “caridad y recepción, con una palabra de fe y esperanza”, dijo el obispo en la presentación; “un servicio respetuoso, sigiloso, de escucha y acompañamiento”, de acuerdo a los miembros del Tribunal.

Acto de constitución de comisiones prejudiciales

Constitución de Comisiones de atención prejudicial

Las parroquias con atención prejudicial, según se estableció, serán: la catedral Nuestra Señora de la Paz y La Sagrada Familia (Banfield), por la vicaria Lomas de Zamora; Inmaculada Concepcion (Monte Grande) por la vicaría Esteban Echeverría-Ezeiza; San Gabriel (Adrogué) por la vicaría Almirante Brown-San Vicente-Presidente Perón; y Nuestra Señora de la Merced (Lomas) por la vicaría de la Ribera. A tal fin, las entrevistas prejudiciales se solicitarán en los días y horarios de la secretaría parroquial de las sedes prejudiciales, para establecer contacto y coordinar un día y horario conveniente para ser recibidos.

Las personas que se plantean dudas acerca de la validez de su matrimonio pueden llamar al Obispado (4244-5253, de lunes a viernes de 9 a 12), donde funciona la sede del Tribunal Interdiocesano, y allí se los contactará con un equipo de asesoramiento pre-judicial según la vicaría a la que pertenezcan por domicilio.

El 3 de junio de 2016, cabe recordar, fue creado el Tribunal  Eclesiástico Interdiocesano (competente para todas las causas no reservadas por el Derecho), siguiendo los lineamientos del Motu Proprio del papa Francisco “Mitis Iudex Dominus Iesus”.  

“La investigación prejudicial  o pastoral, que acoge en las estructuras parroquiales o diocesanas los fieles separados o divorciados que dudan sobre la validez del propio matrimonio, se orienta a conocer su condición y a recoger elementos útiles para la eventual celebración del proceso judicial, ordinario o más breve”, señala el documento papal.

A poco más dos años de la creación del Tribunal Eclesiástico Interdiocesano, la constitución de comisiones prejudiciales en las parroquiales significa un avance de este Tribunal, que quiere responder a la exigencia de los fieles que piden la verificación de la verdad sobre la validez o no del vínculo de su matrimonio”.