J.M.M.: la misión que nos espera… y ya llega

J.M.M.: la misión que nos espera… y ya llega


Este domingo, la Iglesia en Argentina celebra la Jornada Mundial de las Misiones; el papa Francisco dio un mensaje con el lema: “No podemos dejar de hablar de lo que hemos visto y oído” (Hch 4,20); la Pastoral de las Misiones de la diócesis invita a las parroquias, a rezar y renovar el compromiso con la misión.  

En su mensaje (ver texto completo en adjunto), Francisco declara que “cuando experimentamos la fuerza del amor de Dios, cuando reconocemos su presencia de Padre en nuestra vida personal y comunitaria, no podemos dejar de anunciar y compartir lo que hemos visto y oído”

“La situación de la pandemia”, dice Su Santidad, “evidenció y amplificó el dolor, la soledad, la pobreza y las injusticias que ya tantos padecían y puso al descubierto nuestras falsas seguridades y las fragmentaciones y polarizaciones que silenciosamente nos laceran. (…) Ante la tentación de enmascarar y justificar la indiferencia y la apatía en nombre del sano distanciamiento social, urge la misión de la compasión capaz de hacer de la necesaria distancia un lugar de encuentro, de cuidado y de promoción”.

Por otro lado, en “El Video del Papa” de octubre, Francisco señala que “Jesús nos pide a todos, y a ti también, ser discípulos misioneros. Basta con estar disponibles a su llamada y vivir unidos al Señor en las cosas más cotidianas, el trabajo, los encuentros, las ocupaciones de cada día, las casualidades de cada día, dejándonos guiar siempre por el Espíritu Santo”.

“La misión no es proselitismo, sino que la misión se basa en un encuentro entre personas, en el testimonio de hombres y mujeres que dicen: ´Yo conozco a Jesús, me gustaría que tú también lo conocieras´”.

Para las misas de este fin de semana, la Pastoral de las Misiones de la diócesis ofrece a las parroquias un guion para las celebraciones, y propone sumar la intención específica de rezar por la misión.  

El viernes 15, invita a sumarse al “rosario misionero” que la Iglesia de Lomas rezará con la diócesis de Mar del Plata (ver carta en adjunto).

 

La buena noticia vale, y cuesta. Cuesta tiempo, fundamentalmente. Toda la producción y presentación de la noticia implica tiempo de trabajo. Pero también significa esfuerzos personales (dedicación, elaboración, investigación…) y esfuerzos económicos para el mantenimiento y renovación de los equipos y la tecnología para contar la noticia, costos de insumos, viáticos, inversión para el streaming de las misas, etc.  
Eclesia es el periódico mensual, es este portal de noticias y su extensión a las redes sociales, es el newsletter que más de 2.300 personas reciben por mail con los anticipos de las noticias. 
Con tu valoración, ante todo, y tu ayuda o tu suscripción (con débito automático mensual) Eclesia seguirá mostrando y compartiendo “lo que pasa en la Iglesia”, como desde el primer día, hace ya más de 20 años.


Gracias por valorar Eclesia