Instituye la Iglesia el ministerio laical de Catequista

Instituye la Iglesia el ministerio laical de Catequista

 
El papa Francisco, por medio de la Carta apostólica Antiquum ministerium (Antiguo ministerio), anunció hoy la institución del ministerio de Catequista.

En su carta en forma de “motu proprio”, el Sumo Pontífice reconoce que “desde sus orígenes, la comunidad cristiana ha experimentado una amplia forma de ministerialidad que se ha concretado en el servicio de hombres y mujeres que, obedientes a la acción del Espíritu Santo, han dedicado su vida a la edificación de la Iglesia (…) hasta el punto de ser reconocidos como una diaconía indispensable para la comunidad”.

Al destacar que “en nuestros días, muchos catequistas capaces y constantes están al frente de comunidades en diversas regiones y desempeñan una misión insustituible en la transmisión y profundización de la fe”, sostiene que “es necesario reconocer la presencia de laicos y laicas que, en virtud del propio bautismo, se sienten llamados a colaborar en el servicio de la catequesis”. Es que, agrega, “en nuestros días, esta presencia es aún más urgente debido a la renovada conciencia de la evangelización en el mundo contemporáneo y a la imposición de una cultura globalizada, que reclama un auténtico encuentro con las jóvenes generaciones, sin olvidar la exigencia de metodologías e instrumentos creativos que hagan coherente el anuncio del Evangelio con la transformación misionera que la Iglesia ha emprendido”.

Cómo recibis el anuncio del nuevo ministerio laical. Dejanos tu comentario.

“El Catequista, en efecto, está llamado en primer lugar a manifestar su competencia en el servicio pastoral de la transmisión de la fe, que se desarrolla en sus diversas etapas: desde el primer anuncio que introduce al kerygma, pasando por la enseñanza que hace tomar conciencia de la nueva vida en Cristo y prepara en particular a los sacramentos de la iniciación cristiana, hasta la formación permanente que permite a cada bautizado estar siempre dispuesto a «dar respuesta a todo el que les pida dar razón de su esperanza» (1 P 3,15).El Catequista es al mismo tiempo testigo de la fe, maestro y mistagogo, acompañante y pedagogo que enseña en nombre de la Iglesia. Una identidad que sólo puede desarrollarse con coherencia y responsabilidad mediante la oración, el estudio y la participación directa en la vida de la comunidad”, explica.

Con estos fundamentos, Su Santidad instituyó el ministerio laical de Catequista, anticipó que la Congregación para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos se encargará de publicar el rito específico para la institución del mismo e invitó a las Conferencias Episcopales a “hacer efectivo el ministerio de Catequista, estableciendo el necesario itinerario de formación y los criterios normativos para acceder a él, encontrando las formas más coherentes para el servicio que ellos estarán llamados a realizar en conformidad con lo expresado en esta Carta apostólica”.

Carta apostólica Antiquum ministerium

La buena noticia vale, y cuesta. Cuesta tiempo, fundamentalmente. Pero también significa esfuerzos (dedicación, elaboración, investigación…), mantenimiento y renovación de los equipos y la tecnología para presentar la noticia, costos del hosting y soporte de este sitio, insumos, viáticos, etc. 
Eclesia es el periódico mensual, es este portal de noticias y su extensión a las redes sociales, es el newsletter que más de 2.000 personas reciben por mail con los anticipos de las noticias. 
Con tu valoración, ante todo, y tu ayuda o tu suscripción (con débito automático mensual) Eclesia seguirá mostrando y compartiendo “lo que pasa en la Iglesia”, como desde el primer día, hace ya más de 20 años.


Gracias por valorar Eclesia